BÚSQUEDA:
Total: 5 resultados.
Etiqueta: entorno
La polémica del beneficio propio y la caridad de las empresas: Responsabilidad Social Corporativa

Ernesto Ruiz Merino, Consejero Delegado de Ferris Hills: En rasgos generales, la empresa es un organismo que solo buscará sacar beneficios propios. Pero también es cierto que tenemos muchos ejemplos dónde la organización tiene diferentes razones sociales, vinculadas a satisfacer las necesidades de la sociedad en la que se desenvuelve. Por supuesto, no descuidarán las participaciones de sus inversores, pero tampoco se olvidarán de generar beneficios para impulsar sus objetivos sociales o medioambientales.

Con esta afirmación se nos viene a la cabeza el término RSC, que hará alusión a una contribución activa y voluntaria, por parte de las empresas, a mejoras sociales o ambientales.

Por supuesto, una empresa no es una ONG, busca un equilibrio entre lo que le va a reportar la ayuda a los demás, y el beneficio que eso le dará a su imagen.

Aunque sinceramente, fuera de los pensamientos oscuros, donde el único interés sea el beneficio propio, los organismos ayudan, colaboran, se ajustan para llegar a su público, mirarlo de frente y atender, en mayor o menor medida, a sus peticiones.

Lo que es una realidad, por supuesto, es que indiferentemente de su finalidad social, con este tipo de acciones, se mejora la visibilidad de la empresa en la sociedad, contribuyendo y potenciando la imagen más cercana de los organismos.

El objetivo es conseguir cambiar la visión de las empresas, para que éstas sean conscientes de la importancia y los grandes beneficios que tiene una responsabilidad social corporativa bien gestionada y organizada. Todo ello tiene muchos más beneficios asociados de los que nos creemos en primera instancia, más allá de la imagen pública o el ahorro de costes.

El bienestar de los trabajadores, la repercusión positiva en la sociedad o el cuidado medioambiental, son fines, con los cuales, y con el tiempo, darán pluses a nuestro negocio, permitiendo el acceso a consumidores más exigentes y con visión de futuro.

El problema es que las empresas se muestran temerosas en invertir su dinero en algo que a primera vista no le responderá con beneficios. Pero muchas veces, las acciones no tendrán demasiados costes, por ejemplo, contratar a personas del ámbito local para impulsar el desarrollo de esa región, o también realizar encuestas de satisfacción para conocer la opinión de los proveedores y los trabajadores; que no solo parezca que estamos en constante evaluación hacia ellos, sino también que tenemos ganas e interés en conocer su concepción de la empresa.

Tendremos en cuenta que con la entrada de la globalización, las cadenas de producción se han extendido por todo el mundo, por lo que nuestra responsabilidad social deberá abarcar a un grupo mayor de personas y entidades relacionadas con nuestra actividad.

Por tanto, nuestro comportamiento ético tendrá gran importancia en nuestra escala de valores personales, pero siendo empresa, mucho más. Este concepto implicará vinculación respecto a valores socioeconómicos y ambientales, reflejando una nueva dimensión de la empresa preocupada por su sostenibilidad.

{iarelatednews articleid="10567,10732"}

Viernes, 10 Enero 2014
'Valor afegit': Crisis y relaciones laborales

¿Cómo han cambiado las relaciones laborales y las fórmulas de gestión de personas con la crisis? Es la cuestión que propone el reciente reportaje Crisi i relacions laborals del programa Valor afegit de TV3. El paro y las masivas reducciones de plantilla, la abundancia de talento disponible en los procesos de selección, el empeoramiento de las condiciones laborales, las consecuencias negativas de la crisis para la salud de los trabajadores o las nuevas tendencias en RH son algunos de los temas que se plantean.

Cuando el Hotel W de Barcelona decidió abrir un proceso de selección para contratar camareros, recepcionistas y cocineros, recibió más de 1.000 solicitudes para 100 puestos de trabajo. Muchos de los currículums eran de personas con titulaciones universitarias como Marta Abad, una enfermera que hasta hace un año trabajaba mucho y de repente se quedó en la calle. Según Adecco, uno de cada diez parados rebajan su currículum para encontrar trabajo y según un estudio de Infojobs y Esade el 76% de los aspirantes a puestos de baja formación están sobrecualificados. Es decir, las empresas que quieren contratar ahora se encuentran con una gran abundancia de talento. El problema, dice la directora de RH del Hotel W, Isabel Justicia, en el reportaje, vendrá de aquí a dos años cuando la situación mejore. “El talento que tengo ahora en la empresa lo tengo que saber retener. Pronto volveremos a pelearnos por los mejores perfiles.”

Pero la realidad ahora es que un tercio de los trabajadores están desmotivados en el trabajo, según un estudio de Ipsos en 24 países, y el 56% tienen ganas de dejar la empresa. ¿Cómo conseguir que el talento no se vaya? En la mayoría de organizaciones la motivación ya no se puede conseguir con aumentos de sueldo, que han sido tradicionalmente el centro de la negociación colectiva y de la cultura laboral en Catalunya, según Ricard Alfaro, presidente de Aedipe Catalunya. “Hay que ser imaginativos e incluir otros elementos en la negociación colectiva que supongan una ganancia de derechos y expectativas para las personas,” advierte en el reportaje. El mismo Alfaro decía en marzo en un artículo de La Vanguardia que solo saldrán de la crisis las empresas que sean creativas con sus políticas de RH. Cada vez son más las que recorren a la retribución variable y a beneficios sociales (el ticket restaurante o de transportes) como nuevas fórmulas de motivación. También lo recomienda el profesor de RH en EADA Jordi Costa en el reportaje, que además afirma que RH debe tener un papel central en la gestión empresarial. “Lo que quedará después de la crisis es la gente a la que has cuidado, no la que has maltratado.”

Pero, ¿dónde han quedado las condiciones laborales con la crisis y la reciente reforma laboral? Joan Subirats, Catedrático de Ciencia Política en la UAB, afirmaba recientemente que la nueva legislación aprobada a principios de primavera supone “romper la relación laboral, fragmentándola y precarizándola al máximo.” Los sindicatos denuncian que el deterioro de las relaciones laborales con la excusa de la crisis empiezan a afectar a la salud de los trabajadores. Uno de cada 5 sufren ansiedad o síntomas depresivos, según la Agència de Salut Pública de Barcelona. Camil Ros, Secretario de Política Sindical de UGT Catalunya, denuncia también que cada vez hay más presentismo: “Hemos pasado del absentismo a personas que van a trabajar cuando deberían quedarse en casa.” Es decir, del absentismo al presentismo, posiblemente por miedo a perder el empleo, aunque es difícil medirlo cuantitativamente.

Y una de las caras más amargas de la crisis que revisa el reportaje son precisamente las organizaciones que han sufrido reducciones de plantilla. Supone un impacto muy fuerte, obviamente, para las personas despedidas, que viven un proceso parecido al duelo después de una muerte. Pero también afecta muy negativamente a los que se quedan si no se sabe gestionar correctamente, y pocas empresas lo tienen en cuenta. Es lo que se denomina ‘síndrome del superviviente’: una mezcla de sentimientos de culpa, incertidumbre y miedo. ¿Cómo evitarlo? Ernest Pla, exdirector de Recursos Humanos de Inoxcrom y que vivió una reducción de plantilla, afirma que es esencial una buena comunicación y mucha coherencia, y dejar que los empleados hablen de ello y lo asuman durante el tiempo que haga falta.

También puedes ver el reportaje en la página web de TV3: http://www.tv3.cat/videos/4030070/Crisi-i-relacions-laborals

{iarelatednews articleid="9517,9366,9529,9529"}

Jueves, 24 Mayo 2012
La cultura del esfuerzo en ‘Sense Ficció’

¿Dónde ha quedado la cultura del esfuerzo durante los años de la burbuja económica? ¿Y qué pasará ahora que ya no somos ricos? ¿Puede haber una 'generación perdida' por la crisis económica y de valores? Estas y muchas otras cuestiones se plantean en El llegat de Sísif. La cultura de l’esforç, un documental del programa Sense Ficció de TV3 que viaja a Japón y visita un instituto de Castelldefels para conocer varias facetas de las generaciones más jóvenes.

Durante los años de la burbuja inmobiliaria, cuando éramos ricos, la abundancia y la inmediatez eran la normalidad. Creímos que todo era fácil, que lo podíamos tener todo al momento y sin esforzarnos. Con este modelo de valores ha crecido lo que Carlos Sánchez, psicólogo del trabajo y miembro de la Comisión Consultiva de la Fundació, denomina ‘la generación Nintendo’: “los hijos deseados de padres triunfadores”. Otros les llaman millennials, generación Y, generación perdida, generación nini... Jóvenes que han crecido con el bienestar y la tecnología de fondo, y creyendo en el corto plazo y la calidad de vida como valores imperantes. ¿Qué ha pasado con el esfuerzo? Francesc Torralbo, director de la Cátedra Ethos de la URL, afirma en el documental que “la crisis económica tiene en su origen una crisis de valores. Ha faltado cultura del ahorro, de la sobriedad, de la austeridad...” Hemos pasado del capitalismo productivo, de la creación de valor a partir del esfuerzo, a un capitalismo especulativo de casino, de dinero fácil, donde es posible hacerse rico sin trabajar.

 

Richard Sennet, reconocido sociólogo de la London School of Economics y que también aparece en el Sense Ficció, advierte que en España tendremos una generación perdida tal como la tuvieron en Japón después de la crisis de los años 90, de la que aún no se han recuperado. Según un estudio reciente, los jóvenes españoles afectados por la crisis, y por el paro juvenil que ya supera el 50%, sufrirán sus consecuencias para siempre. En Japón ya hace tiempo que ha emergido un nuevo grupo social que rechaza ser el salaryman (‘hombre asalariado’) que levantó la economía nipona a partir de la década de los 50. Son los freeters: trabajadores temporales que aceptan la precariedad laboral si ello supone tener más tiempo y libertad que los típicos trabajadores que pasan cada día 12 horas en la oficina. Se calcula que ya son más de un millón de jóvenes de entre 23 y 30 años, tal como explica el documental. Un fenómeno parecido está emergiendo en EEUU: lo que el New York Times ha denominado ‘la generación limbo’. ¿Hay motivos para el optimismo? Según un estudio del año pasado, el número de jóvenes ninis, que ni estudian ni trabajan, en España se ha reducido considerablemente con la crisis: del 3,8% en 2007 al 2,8% el año pasado. Además, son la generación más preparada de la historia, recordaba el Catedrático de la UPF Pablo Salvador Coderch hace poco en El País: “Como ha escrito un baby boomer, Bill Gates, nunca antes en la historia había habido tanta gente joven tan bien formada, tan capaz de innovar y de romper por tanto con la línea plana de tendencia que nos deprime: los cambios llegarán.” El periodista de La Vanguardia Miquel Molina se preguntaba a mediados de abril si no se está criminalizando injustamente a los jóvenes, acusándolos de falta de esfuerzo cuando simplemente se trata de un cambio de mentalidad, de formas de aprender y relacionarse: “¿No será que lo que les falla no es la capacidad de esforzarse, sino la de concentrarse, sumidos como están en un mundo multipantalla que parece diseñado para fomentar la dispersión?”

¿Qué debe cambiar en la forma de educar para volver a situar la cultura del esfuerzo en el lugar que le corresponde? El gurú Ken Robinson decía recientemente que la educación es anacrónica, ya que se basa en el modelo industrial que hemos dejado atrás hace ya tiempo. Los jóvenes llegan a la edad adulta, al mercado laboral, sin motivaciones ni herramientas para enfrentarse a ello. En el documental se afirma que familia, escuela y sociedad cada vez coinciden más en que hay que volver a potenciar la cultura del esfuerzo, sin caer en el autoritarismo pero evitando que el centro de todo sea sólo el bienestar del niño.Un vídeo muy recomendable y que incita a la reflexión con una estética muy cuidada y las opiniones de reconocidas personalidades como el filósofo José Antonio Marina o el escritor Quim Monzó.También puedes ver el reportaje completo en la página web de TV3:http://www.tv3.cat/videos/4072970/El-llegat-de-Sisif-La-cultura-de-lesforc

{iarelatednews articleid="9375,9353,9801"}

Jueves, 10 Mayo 2012
Salvador Alemany en '59 segons'

El Presidente de Abertis y del CAREC y miembro del Consejo Asesor de la Fundació Factor Humà, Salvador Alemany, acudió en enero a una entrevista en el programa de debate 59 segons de TVE Catalunya. Optimismo para el 2012, reforma laboral, sectores industriales emergentes… son algunos de los temas que se abordaron durante la conversación.

El economista reconoció que 2011 ha sido muy malo y que 2012 no ha empezado mucho mejor, pero hay lugar para el optimismo. "No deberíamos perder de vista que hay cosas que están mejor que en 2011: la economía americana muestra signos de recuperación; la política monetaria europea será menos estricta y por lo tanto se podrá mejorar la competitividad de la zona euro; hay nuevos gobiernos que pueden adoptar líneas mejor diseñadas; tenemos una buena base de talento." La emprendeduría y algunos sectores industriales ya existentes, como el turismo, la agroalimentación, la biomedicina o las telecomunicaciones, pueden ser una salida de la crisis en Catalunya, según el empresario.

Sobre la reforma laboral, que el gobierno español aprobará inminentemente, Salvador Alemany afirmó que ahora no se puede hacer una reforma que promueva el despido libre, pero sí hay que ir modulando la cuestión de los despidos. Explicó también que el Consell Assessor per a la Reactivació Econòmica i el Creixement (CAREC) ha pedido simplificar la contratación hacia una reducción de los tipos de contrato. "Es necesario para acercarnos al sistema de contratación europeo," argumentó.

¿Cómo debería ser esta reforma laboral? Para Salvador Alemany, cualquier política actual, también la laboral, debe tender a estabilizar los presupuestos públicos a través de los ingresos, debe resultar equitativa para que cada uno aporte en función de su capacidad, y debe ir orientada a la reactivación del mercado laboral y la economía.

Puedes ver la entrevista completa en este enlace de TVE, a partir del minuto 10 del programa aproximadamente hasta el final: http://www.rtve.es/alacarta/videos/59-segons/59-segons-salvador-alemany/1299214

{iarelatednews articleid="9226,9235,11481"}

Lunes, 06 Febrero 2012
Cómo afrontar los cambios en el mercado laboral: Anna Fornés en Catalunya Ràdio

La Directora de la Fundació Factor Humà, Anna Fornés, acudió a L’hora de Plutó, programa de radio presentado por Núria Ribó, para hablar del momento actual del mercado laboral.

Miércoles, 27 Abril 2011

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.