Tradicionalmente, la misión de una empresa se define con una frase sencilla y corta que resume su actividad comercial. Pero cada vez más organizaciones apuestan por las misiones plurales, en las que además de su objetivo comercial principal incluyen a sus stakeholders. Además, cuanto más se involucran los distintos agentes en la misión, mejor es su desarrollo y los resultados de la organización.

Las empresas que se focalizan en la totalidad de sus stakeholders tienen mejores resultados que las que se centran sólo en uno de ellos. Este es el mejor argumento a favor de las "misiones plurales", aquéllas que exceden el objetivo único de negocio para enmarcarlo e manera coherente con el entorno en el que se desarrolla.

 

Publicado en el número 65 de la revista, de febrero de 2012.

Adjuntos:

Descargar este archivo (c359_mision_plural.pdf)
La misión plural: Clientes, Accionistas y Empleados...
[pdf, 6 págs. - castellano], 269 kB


Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.