Cuando se realizan cambios en una organización para mantener su competitividad, es esencial que esos cambios también se vean reflejados en la conducta cotidiana de todo el equipo para que se produzca una transformación real. Para ello se puede usar una ecuación con siete elementos indispensables.

¿Una nueva fórmula mágica para el cambio? No. Simplemente sentido común llevado a la práctica. Y en esa práctica, siete son las variables a tener en cuenta: la necesidad urgente del cambio, la definición motivadora del mismo, la traducción específica del cambio a conductas, la situación facilitadora, la presión del grupo, el feedback sobre el cambio y las consecuencias positivas y negativas del proceso.

 

Publicado en el número 62 de la revista, de noviembre de 2011.

Adjuntos:

Descargar este archivo (c353_ecuacion_del_cambio.pdf)
La ecuación del cambio
[pdf, 8 págs.], 495 kB


Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.