¿Son peligrosas las relaciones amorosas en el trabajo? ¿Qué problemas pueden surgir desde la perspectiva organizacional? ¿Qué tipo de regulación debe existir en estos casos? Resultados sobre una enquesta patrocinada por la SMRH y el Wall Street Journal. ¿Son peligrosas las relaciones amorosas en el trabajo? ¿Qué problemas pueden surgir desde la perspectiva organizacional? ¿Qué tipo de regulación debe existir en estos casos? Resultados sobre una enquesta patrocinada por la SMRH y el Wall Street Journal.
Los resultados más relevantes son:
  • El 81% de los profesionales de RRHH y un 76% de directivos creen que son peligrosas ya que pueden crear conflictos dentro de la organización.
  • El 76% de los profesionales de RRHH y un 71% de los directivos afirman que personalmente evitarían verse involucrados en una relación amorosa dentro de la empresa.
  • Un 64% de los profesionales de RRHH y un 70% de directivos creen que las relaciones entre supervisores y subordinados deberían ser prohibidas.
  • Un 25% de los encuestados creen que un trabajador debería informar a su supervisor en el caso de mantener una relación sentimental con un compañero de trabajo.
  • Un 58% de los directivos creen que cualquier relación dentro del entorno profesional debería prohibirse por los negativos efectos que tiene si ésta acaba mal. Por el contrario los profesionales de RRHH apoyan esta afirmación sólo en un 12%. Las diferencias en esta percepción podrían ser causadas por la mayor implicación de los directivos en el día a día de sus trabajadores, y por tanto más afectados por las consecuencias negativas de las relaciones amorosas, mientras que los responsables de RRHH sólo intervienen cuando aparece un problema grave.
  • Un 66% de los profesionales de RRHH y un 57% de los directivos afirman que todos los casos que han conocido en los últimos 5 años han acabado en boda.
A pesar de estas afirmaciones sólo un 20 '% de los profesionales de RRHH y un 24% de directivos afirman que sus empresas disponen de políticas específicas, -ya sean escritas o de palabra- sobre las relaciones sentimentales dentro del trabajo. "Es natural que, cuando la gente trabaja junta y muy intensamente, surjan sentimientos románticos", -dice Helen Drinan Presidenta de la Sociedad para los Recursos Humanos- "es por eso que las organizaciones deben establecer una política específica sobre este aspecto que ayude a clarificar qué se considera apropiado y qué no y así preparar a la organización para las situaciones que puedan surgir.

http://www.shrm.org/hrnews/articles/default.asp?pa http://www.shrm.org/hrnews/articles/default.asp?page=020502a.htm

Articles relacionats / Artículos relacionados

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.