El desempleo puede superar el 19% de la población activa española este año 2010. Sin embargo algunas empresas continuan ofreciendo trabajo. Los más optimistas esperan que a finales de año empiece a crearse empleo en España.

¿Recuerdan cómo muchas de las felicitaciones que recibieron la pasada Navidad se saltaban el año 2009 por lo nefasto que se preveía y expresaban directamente los mejores deseos para 2010? Pues bien, 2010 ha llegado y, la verdad, es que por "sobredeseado" que haya estado, desde el punto de vista laboral, no pinta nada bien. Si el pasado ejercicio cerró con una tasa de paro peligrosamente por encima del 18% de la población activa española; la mayoría de las estimaciones para este año sitúan el porcentaje por encima del 19% e, incluso del 20% (OCDE y FMI, respectivamente). Se seguirá destruyendo empleo, con lo que los supersticiosos también deberían haber borrado 2010 del calendario. O, al menos, todos los meses que transcurran hasta el último trimestre, que es cuando los más optimistas esperan que empiece a crearse algo de trabajo.

"No creo en la hipótesis pesimista de que España tardará muchos años en recuperarse de esta crisis. Hay buenas razones para pensar que el mercado laboral irá a mejor en 2010 y, una de ellas, es la recuperación europea", afirma Valeriano Gómez, economista de la Fundación Ortega y Gasset y ex secretario general de Empleo. Gómez ha estudiado los ciclos económicos de distintos países europeos para demostrar que los españoles son más sensibles, en lo bueno y en lo malo, en lo que respecta al empleo debido a la mano de obra temporal, tan característica de nuestro país. (Ver cuadro adjunto). Como en las recesiones anteriores, mantiene, saldremos de la fase baja del ciclo creando más empleo que el resto de países. "Posiblemente a partir de 2011, aunque en el último trimestre de 2010 podría haber una pequeña creación de empleo", agrega.

La Asociación de Grandes Empresas de Trabajo Temporal (AGETT) ha puesto también sus esperanzas en esos tres meses, tras un freno de la contratación entre enero y marzo. "Hemos pasado la parte peor del ciclo, pero todavía no hemos tocado fondo". "La tasa de paro se situaría en una media del 19,5%. Esto supone que durante todo 2010 seguiremos acumulando entre 4 y 4,3 millones de parados", mantiene el presidente de la asociación, Francisco Aranda. Y eso que en el pasado mes de noviembre, las empresas de trabajo temporal elevaron un 8,6% sus niveles de contratación sobre el año anterior, por primera vez en 22 meses.

Adecco considera que 2010 será parecido a 2009 en contrataciones. Es decir, malo. Aunque "hay sectores que pueden empezar a despegar. Como el de automoción, alimentación, logística y distribución, que ya en los últimos tres meses han comenzado a hacer contratos. La actividad farmacéutica, que es la que mejor se ha comportado en el último año, junto a la tecnológica, seguirán tirando del empleo", mantiene Teresa Rengel, directora de servicio de la firma. Rengel destaca que durante el mes de diciembre las campañas navideñas han hecho crecer el trabajo temporal respecto a 2008 y también han mejorado las contrataciones de personal fijo, puesto que las plantillas de las empresas están más que ajustadas. No hay más que ver que entre octubre de 2008 y 2009, España ha puesto en el paro a un millón y medio de trabajadores.

"Los nuevos proyectos empresariales que se lanzan cada año necesitan personal de estructura para salir adelante. Son profesionales especializados y con experiencia los más demandados, sobre todo perfiles comerciales, financieros e ingenierías", sostiene la directiva de Adecco.

Como no podía ser de otra manera pese a los malos tiempos económicos que corren, hay compañías que piensan contratar trabajadores en 2010; bien porque su negocio se ha comportado mejor que el de sus competidores, bien porque abren nuevas ubicaciones o áreas de actividad o bien porque reestructuraciones anteriores habían dejado sus plantillas bajo mínimos. Éstos son algunos ejemplos:

La multinacional sueca Ikea va a contratar a 700 personas en 2010. Abrirá dos de sus centros (en Jerez de la Frontera, Cádiz; y A Coruña) y precisa personal para atenderlos, 300 y 400 personas, respectivamente, tal y como indica su responsable de reclutamiento, Enrique Puig, tras explicar que en 2009 Ikea Ibérica "ha reducido de forma importante la contratación".

Grupo Siro pretende aumentar en 400 personas su plantilla. Esta firma de alimentación, inmersa en su plan estratégico 2007-2010, va a pasar en este periodo de contar con 1.500 trabajadores a 3.500, según su director corporativo de recursos humanos, Francisco Hevia. "Hemos invertido 240 millones de euros en nuevas plantas de producción y en la reforma de las antiguas, y ahora necesitamos llenarlas de gente", indica, y añade que la compañía, gracias a su diversificación de productos y a producir para la marca blanca de Mercadona, Hacendado, ha podido soslayar la crisis, pasando de facturar 267 millones en 2008 a los 303 de 2009. Precisa operarios de fábrica y personal de mantenimiento. Los contrata en los entornos rurales en que están sus plantas y les paga un salario bruto que oscila entre 15.000 y 23.000 euros anuales, si bien cuentan con unos incentivos variables, asegura Hevia.

El sector de la consultoría y auditoría suele estar ávido en contrataciones. Con la crisis, eso sí, son los perfiles jóvenes, recién salidos de la universidad, prácticamente los únicos que requieren. PricewaterhouseCoopers, que está en plena contratación de 344 personas para el ejercicio julio 2009-junio 2010, piensa reclutar a otros 360 auditores, consultores de negocio y transacciones en 2010-2011. Por su parte, Deloitte ha incorporado a sus filas entre junio y diciembre a 500 personas y realizará contrataciones adicionales este año.

En el negocio logístico, la multinacional Kuehne-Nagel en España, tras "las regulaciones de plantilla que hemos llevado a cabo en 2009 por el descenso de la actividad", explica Juan Moreno, su director de Recursos Humanos, pretende contratar a unas 300 personas en 2010. Fundamentalmente personal de operaciones y administración con experiencia.

No es el caso de Línea Directa Aseguradora. El pasado año reclutó a 150 personas, con lo que su plantilla supera las 1.900. Y éste piensa seguir contratando, señala su consejera delegada, Dolores Dancausa. "Hemos crecido un 1%, mientras el sector asegurador caía más de un 6% en 2009 por el descenso de la venta de coches y el aumento de la siniestralidad. Tenemos confianza en el futuro, para el que hemos de estar preparados, y por eso contratamos", mantiene. La compañía creará, de momento, 50 empleos ("que pueden ser otros 50") y pasará de temporales a fijos a 40 personas. Busca a jóvenes licenciados y diplomados con poca experiencia (porque prefiere formarlos), a los que paga un sueldo medio de 16.000 euros brutos anuales, si bien el salario variable "puede llegar a suponer hasta un 40% del sueldo", según Dancausa.

Articles relacionats / Artículos relacionados

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.