La siniestralidad laboral se cobró en España la vida de 990 personas durante 2005, una cifra que aumenta en un 3,6% la registrada en 2004. Los accidentes de trabajo con baja ascendieron a 906.836, el 3,4% más.

Los accidentes de trabajo con baja ascendieron a 906.836, el 3,4 por ciento más, según los datos hechos públicos hoy por el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales.

Los siniestros laborales con baja registrados durante el 2005 producidos como consecuencias de accidentes de carácter grave fueron 9.783, un 6,6% menos que en 2004.

A pesar del aumento en las cifras de muertes por accidente laboral, el Ministerio de Trabajo subraya en su nota de prensa el hecho de que, por segundo año consecutivo, las muertes por siniestro laboral no alcanzaron las 1.000, "tras ocho ejercicios en los que se superaba esa cifra".

En referencia a los datos mensuales, durante diciembre del pasado año se registraron 62 muertes por accidente laboral, un 21,5% menos que en noviembre del mismo año. El número total de accidentes laborales con baja fue de 65.701, lo que supone un descenso del 23,5% respecto al mes anterior. El número de accidentados de carácter grave en diciembre de 2005 se situó en 683 personas, un 21% menos que en noviembre del mismo año.

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.