Las exigencias laborales y la demanda de tiempo de ocio y de conciliación de la vida laboral y personal hacen surgir empresas de servicios que otras compañías contratan para liberar a sus empleados de tareas domésticas que les ocupan la mente y tiempo.

El inicio del curso escolar determina buena parte de la agenda de muchas familias. Estos días unas habrán tenido, por ejemplo, que buscar centro educativo, o quizás clases de refuerzo o unas actividades complementarias. Quizás papá o mamá no puedan llevar o ir a recoger a los hijos al colegio. Puede que sólo sea esos cuatro días en que mamá se va de viaje o debe pasar más rato con la abuela, que está hospitalizada... Todas estas tareas puede hacerlas un profesional. Y a reducido coste, si son servicios que una empresa ofrece a sus empleados.

Las exigencias laborales y la demanda de tiempo de ocio y de conciliación de la vida laboral y personal hacen surgir nuevas empresas de servicios que otras compañías contratan para liberar a sus empleados de tareas domésticas que les ocupan la mente y tiempo. Más Vida Red es una de esas empresas y ofrece hasta 300 servicios, desde asesoría jurídica o consulta médica y psicológica hasta una serie de labores relacionadas con la educación de los hijos.

Más Vida Red, que funciona desde hace cinco años, cuenta con 40 empleados, pero tiene acuerdos de colaboración con 1.400 profesionales y empresas a las que recurre para que presten cada servicio. No trabaja para particulares, sólo para empresas. Es decir, una compañía contrata sus servicios para sus directivos y empleados. Por ello paga una suma mensual (seis euros por empleado al mes, por ejemplo) y todos los empleados pueden solicitar sin límite cualquiera de los servicios de Más Vida Red. La mitad resultan gratuitos para el empleado (como buscar escuela o determinada actividad extraescolar); en otros debe pagar un coste a quien realice la labor, explica Salvador Andreu, delegado en Catalunya de Más Vida Red.

Varias decenas de grandes empresas en España, desde algunas tecnológicas hasta consultoras, laboratorios o incluso un bufete de abogados, ya tienen contratados estos servicios. Como la multinacional Unilever. Ricardo Bacchini, responsable de recursos humanos y logísticos de la empresa, señala que se contrató hace casi un año el paquete de servicios para empleados - son 1.600 en toda España- "para facilitarles la conciliación laboral y familiar, para poner más soluciones a su alcance que les alivien de quebraderos de cabeza". La compañía considera que la decisión fue provechosa, pues contribuye a reducir el absentismo y el empleado se muestra más motivado y con un mayor compromiso con la empresa, según Bacchini.

En torno al 8% de los empleados de las empresas que contratan estos servicios recurre por ahora a ellos de manera regular. Bacchini explica que al principio son los directivos los que primero se apuntan, luego van haciéndolo cada vez más empleados.

Los servicios más solicitados, apunta Andreu, son las gestiones y consultas legales, las segundas opiniones médicas y atención especializada como fisioterapia y las labores de cuidados, tanto de niños como de ancianos, enfermos o discapacitados. Creciente también es la demanda de orientación económica, por ejemplo, sobre hipotecas.

Unas pocas empresas también han empezado a implantar programas que ofrecen flexibilidad laboral para compatibilizar mejor sus horarios con los de sus hijos, ayudas para libros de texto o charlas de expertos sobre buenos hábitos alimentarios y para la prevención de trastornos alimentarios.

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.