En los últimos seis años, los estudiantes matriculados en Ingeniería en las universidades públicas catalanas han disminuido en unos 2.000. El escaso interés de los estudiantes por estas carreras causa alarma en el ámbito académico y en el mercado laboral.

Hace unos cuantos años la mayoría H del alumnado de bachillerato optaba por seguir la rama de ciencias. El latín y el griego tenían bastantes menos adeptos que la química o la física. Hoy, cuando las vías de bachillerato se han ampliado, el número de alumnos que opta por la rama científica va descendiendo. Esta disminución se refleja en la caída de vocaciones universitarias científicas, sobre todo en las ingenierías, donde cada vez hay menos alumnos pese a que la demanda del mercado es muy elevada.

En los últimos seis años, el número de estudiantes matriculados en Ingeniería en las siete universidades públicas catalanas ha disminuido en unos 2.000: se ha pasado de 34.355 a 32.380. La media de titulados al año ha sido de 4.494. Además, las ingenierías son las carreras que tienen un índice de abandono mayor. Un 39% de los alumnos dejó la carrera durante dos años. De éstos, cerca de un 19% reingresó en el sistema público pero en otros estudios, lo que representa prácticamente la mitad de los abandonos. En el resto de España y en toda Europa está sucediendo algo similar. En Alemania, donde salen unos 10.000 ingenieros anuales, se necesitan cerca de 50.000. En cambio, en algunos países asiáticos, como Pakistán o India, donde salen unos 400.000 al año, están formando a ingenieros muy competitivos; allí, las vocaciones crecen porque son conscientes de que el mercado europeo precisa a estos titulados.

¿A qué se debe esta escasez de vocaciones? Una opinión generalizada es que son carreras muy difíciles, con una excesiva duración. Joan Vallvé, presidente de la Associació d´Enginyers Industrials de Catalunya, asegura que esta percepción puede coincidir con la realidad "pero no son ni más difíciles ni más largas que otras", como Medicina. Además, "es cierto que casi el 100% de los que se titulan tiene trabajo, pero después les cuesta mucho progresar y las remuneraciones no están en consonancia con su formación".

Xavier de las Heras, vicerrector de Docencia y Estudiantado de la Universitat Politècnica de Catalunya, añade que "socialmente, el esfuerzo que se pide durante los estudios no se ve recompensado ni con prestigio ni con remuneración". Jordi Guix, miembro de la Junta del Col · legi d´Enginyers Industrials de Catalunya, cree que el problema ya se inicia en el bachillerato, y radica no sólo en cómo se imparten las ciencias, sino en el tipo de orientación universitaria que recibe el alumno. "No se sabe muy bien qué hace un ingeniero. Nos tenemos que explicar mejor. Los alumnos deben saber qué es una carrera profesional que detrás tiene un proyecto". La palabra proyecto encierra muchos más conceptos, como trabajo interdisciplinario, en equipo y metodología. Además, conceptos como esfuerzo, rigor o voluntad de trabajo, hoy no muy en boga, están ligados a estos estudios.

"La gente sabe que hay carreras con una clara función social, como las vinculadas a ciencias de la salud, Medicina, maestros o policías; y que aparecen en las teleseries. Sin embargo, ahora todo el mundo está concienciado con el medio ambiente, sin saber que el crecimiento sostenible depende en gran parte de los ingenieros", dice el conseller Josep Huguet. El conseller, también ingeniero, considera que debe convertirse "en una carrera épica", pero cree también que "las escuelas de ingenieros se tendrán que replantear el modo en que imparten la pedagogía para que no parezcan carreras inalcanzables. Y también se tendrá que hacer algo en la manera de enseñar matemáticas en primaria y bachillerato para incentivar la demanda de carreras científicas". Tanto la Conselleria d´Innovació como la UPC y el Collegi y la Associació d´Enginyers Industrials trabajan en planes de relanzamiento de estas titulaciones para atraer más vocaciones.

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.