Entrevista de La Vanguardia a Consol Iranzo, psicóloga, coach profesional: "El liderazgo que hace falta es el que tiene que ver con las relaciones humanas porque al final, la empresa está formada por personas."

Hace ya unos años que las relaciones personales están experimentando fuertes cambios. Fruto de ello, aparecen nuevas necesidades que son paliadas con otros tantos métodos, muchos de los cuales llegan importados de otras sociedades teóricamente más avanzadas como la norteamericana. Es el caso del coaching, un concepto que, con otra cara, ya existía en la antigua Grecia, y que en la última década se ha puesto de moda también en nuestro país. El coaching se define como una serie de técnicas y procesos llevados a cabo por un profesional, que es el coach, que ayuda a las personas a potenciar sus habilidades y a descubrir nuevas posibilidades. También hay una aplicación de este método en el ámbito laboral, es lo que se conoce como coaching empresarial. Precisamente, Consol Iranzo es psicóloga y coach profesional y co-dirige la empresa Karisma, consultora especializada en coaching de empresa. Iranzo acaba de publicar el libro 'El perro pastor que perdió su rebaño ', una fábula con la que pretende acercar los preceptos del coaching al público en general.

Señora Iranzo, ¿qué es lo que ha pasado en nuestra sociedad en esta última década para que usted y yo estemos hoy aquí hablando de la metodología del coaching?

Diría que es como todo, cuando existe una demanda es porque hay una necesidad. Las cosas cambian, el mundo es muy dinámico y estos cambios han provocado una demanda desde hace unos años de todo lo que tiene que ver con las relaciones humanas. Y eso ha sido consecuencia de la necesidad de desarrollar una serie de habilidades que quizá hace tiempo nadie se planteaba. Antes estas nuevas necesidades de las personas, hay nuevas demandas y de ahí la aparición del coaching.

Es algo que, una vez más, importamos de la sociedad americana. De hecho, y corríjame si me equivoco, no existe ningún vocablo en nuestra lengua que defina al coaching

Lo hemos estado buscando, pero creemos que hay traducciones que son muy complicadas de conseguir. Marketing es marketing, y así quedó. Coaching como tal tiene una traducción lo que pasa es que a mi no me acaba de gustar. Si hablas de un coach, se traduce como entrenador. Pero realmente el coach no es ningún entrenador. Un entrenador le dice a alguien qué es lo que tiene que hacer y cómo lo debe hacer. Un coach no dice nunca qué es lo que tienes que hacer, simplemente formula preguntas para que reflexiones y para que tu, que eres el conductor de tu propia vida, decidas cómo afrontar las situaciones. Hay otra palabra es la de cochero, y esa sí que me gusta más, porque el cochero te lleva donde tu quieres ir. El simbolismo es mucho mejor (Sonríe).

Usted es coach profesional desde hace ya algunos años. ¿Por qué se ha decantado por un libro con un género infantil, como es la fábula, para hablar del coaching y no por un manual más teórico?

La razón es sencilla. Yo empecé a hacer coaching hace más de 20 años, todavía no se llamaba así. En ese momento, se llamaba "desarrollo de directivos" porque estaba específicamente dedicado a esto. Hay gente muy buena en el mundo del coaching que ha escrito fantásticos libros con los que he aprendido muchísimas cosas. Pero cuando hablas a un nivel más general hay mucha gente que todavía no sabe en qué consiste esta metodología. Así que pensé en hacer algo que me permitiera aproximar todo este mundo para que fuera válido y útil para las personas en general. La idea es que cuando la gente lea este libro pueda realizar algunas reflexiones y ver como puede llegar a cambiar cosas de su concepto como persona que a lo mejor no gusta tanto. Sobre todo hay que aprender a abrirse y a no limitarse.

Es el discurso que en su libro representa el sabio búho. Él no da consejos, ni juzga las actitudes de los demás protagonistas, simplemente formula preguntas, ¿Es así como funciona su colectivo?

Efectivamente. En algún momento, si alguien se encuentra totalmente perdido o trabado, lo que le dices es que reflexione y que no tiene porqué dar respuestas rápidas. Es una cosa que hay que interiorizar para poder hacer cambios en su conducta, significa una transformación interna. Tienes que dar un margen para hacer preguntas que hagan que esa persona recapacite en esa o en sesiones posteriores. Si sigue atascado, puedes darle alternativas, pero nunca le das una de sola, le planteas el tema desde varios puntos de vista para que vea que salidas tiene. Yo no tengo la autoridad para decirle a alguien qué es lo que tiene que hacer, pero sí de hacerle ver que tiene muchas posibilidades y que tiene que saber ver cuál es la más válida para su caso para conducir su vida.

¿Cómo lo llevamos esto de reflexionar? ¿Sabemos encontrar momentos?

Si a ti te importa algo encuentras el momento. Lo que pasa es que reflexionar nos suele dar mucho miedo y encontrarse a uno mismo no es fácil. Estamos en una sociedad con un entorno muy dinámico, vamos muy de prisa y esto muchas veces es una excusa fantástica para no tener que enfrentarnos a nosotros mismos. La pregunta sería, ¿quién es más importante para ti que tu mismo? Así que, dedícate tiempo. Reflexiona cuáles son las cosas con las que estás satisfecho, qué cosas te hubiera gustado que salieran de otra forma, plantéate cómo lo puedes hacer la próxima vez. Hacer cambios no es fácil, por lo tanto nadie te lo puede imponer, eres tu mismo quien debe tomar la decisión de arriesgarte y empezar a descubrir un mundo nuevo que te puede enriquecer muchísimo.

¿Cómo es ese mundo al que se refiere?

Es un mundo en el que no te limitas a ver las cosas bajo un mismo prisma sino que amplías la perspectiva de la situación y, por consiguiente, las respuestas que puedes dar a las cosas. Si aplicas eso a tu día a día, lograrás interiorizando más y te irás enriqueciendo mucho más.

Es lo que hacen los personajes de su fábula. Sus problemas se resumen en falta de confianza, miedo, baja autoestima, prejuicios sobre los demás y necesidad de sentirse útil de nuevo. ¿Son esos los valores principales con los que trabaja el coach personal?

Los paralelismos que hay en el libro son situaciones normales que vives como persona, también en el mundo laboral o social. Tu forma de ser es la misma en tu día a día que en tu trabajo. La persona que tiene una evidente falta de confianza en sus posibilidades lo demuestra en todos los terrenos. Se debe hacer un trabajo en este sentido que pueda servirte en todo tu entorno.

No estoy de acuerdo. Si hablamos de coach empresarial aparecen como valores principales el liderazgo y la competitividad, no así en el terreno personal. ¿A qué se debe esa diferencia?

Primero debes conseguir el liderazgo de tu vida, cosa que ya es bastante importante. Si uno sabe liderar su vida, será capaz de liderar a los demás. Estamos hablando de un líder natural, no un líder por jerarquía, que son dos cosas completamente distintas. El liderazgo que hace falta es el que tiene que ver con las relaciones humanas porque al final, la empresa está formada por personas. El líder conduce a las personas para sacarles todas sus habilidades y capacidades. Así que es muy importante el conocimiento que tienes de ellas.

Si el valor principal de las empresas son los trabajadores, ¿por qué son los primeros que sufren las consecuencias de las crisis económicas ?

Estoy completamente de acuerdo contigo y es un mensaje que hay que dirigir a los líderes de la empresa. ¿Qué es lo más fácil a la hora de recortar gastos? Los salarios. No digo que en algún caso no sea necesario, puede ser. Pero seguramente hay muchas otras veces en las que se pueden buscar soluciones alternativas o creativas y que no se queden solo en un discurso, sino en una realidad. Precisamente con esta crisis de ahora, es aún más importante cuidar a las persona de dentro de la compañía. Esta crisis representa una oportunidad para potenciar el talento interno de los trabajadores de las empresas. Para ello, es importante tener unas relaciones coherentes y transparentes y es básico saber motivar a tus trabajadores. Seguro que los resultados serán distintos. Hay muchos trabajadores que no se motivan, no porque en la empresa no estén cómodos, sino porque no se entienden con su jefe.

¿La crisis económica ha aumentado la demanda de cursos de coaching empresarial?

Personalmente no he notado ningún cambio.

¿Tienen ustedes alguna receta contra la crisis que vaya más allá de la figura de Barack Obama?

No existen recetas. Lo que no creo que sea nada positivo es el pesimismo. Han existido otras crisis y han surgido nuevas oportunidades. Es el momento para ser creativo, todo depende de cómo enfoques esta situación. ¿Qué alternativas puedo buscar, qué puedo hacer yo ante la crisis? Es el momento de la creatividad y de la iniciativa. Hay que romper lo que yo denomino el círculo del confort. Si la situación no funciona, sal de ese círculo y búscate alternativas. Es más, no hay que plantearse los cambios sólo cuando las cosas no funcionan, sino estar continuamente con la inquietud de hacer cosas desde otra perspectiva o puntos de vista. Sino te estancas, y eso también acaba pasando factura y luego te quedas rezagado. Se activo, muévete, no te quedes en casa. No es ninguna vergüenza quedarse sin trabajo o pedir ayuda. Es un tema de actitud, no de aptitud. Si tienes una actitud positiva hacia la vida y enfocas toda tu energía positiva, acostumbras a conseguir todos los objetivos que te marcas, costará más o menos, pero lo conseguirás.

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.