Las ideas de los empleados de la compañía alemana de tecnología Bosch permitieron ahorrar el año pasado 33,4 millones de euros, 0,2 millones de euros más que en 2013.


Bosch informó hoy de que unos 22.800 empleados en Alemania aportaron el año pasado 47.000 ideas, que la compañía compensó con gratificaciones por valor de 7,3 millones de euros (7,7 millones de euros un año antes).

Un empleado de la división de técnica industrial recibió la mayor gratificación, de 37.000 euros, porque se le ocurrió externalizar a los suministradores los trabajos de preparación para la producción de tapas para sistemas hidráulicos, con lo que se redujeron los costes de fabricación en un 20 %.

Bosch promueve desde hace ochenta años las ideas de empleados que contribuyen a mejorar los productos y procesos.

Estas ideas han permitido a la compañía alemana ahorrar costes por valor de casi 400 millones de euros en los últimos diez años.

Bosch llega a pagar hasta 150.000 por ideas especialmente buenas.

El fabricante automovilístico alemán Daimler pagó el año pasado 19 millones de euros en gratificaciones a sus empleados por 69.000 propuestas de mejoras, que le permitieron ahorrar 70 millones de euros.

 

Articles relacionats / Artículos relacionados

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.