El Ministerio de Trabajo ultima con los autónomos incentivos para fomentar la actividad de este colectivo. El Gobierno baraja bonificar un 50% de las cotizaciones por la contratación del primer asalariado de un autónomo durante los primeros dos años.

En el primer trimestre del año se destruyeron más de 65.000 empleos entre los trabajadores autónomos. Esto supone casi el 80% de toda la caída de empleo que experimentó este colectivo en todo el pasado año. Ante esta situación, el Ministerio de Trabajo y las principales asociaciones de trabajadores autónomos s (ATA, UPTA y CEAT) han iniciado una negociación para adoptar varias medias que incentiven la creación de empleo por cuenta propia.

La primera de las iniciativas que está prácticamente cerrada, consiste en establecer una bonificación del 50% en las cotizaciones a la Seguridad Social que un autónomo pague por la contratación de su primer asalariado, según anunció ayer el presidente de la Federación Trabajadores Autónomas (ATA), Lorenzo Amor.

La segunda de las medidas que estudia Trabajo supondría el incremento de la capitalización de la prestación por desempleo, si un parado decide cobrarla de una sola vez para convertirse en autónomo.

Ahora puede capitalizarse hasta el 60% de dicha prestación, pero si sale adelante la iniciativa que se está negociando, este porcentaje se aumentará en el caso de los jóvenes menores de 30 años, mujeres y mayores de 45 años. Estas dos medidas se enmarcan en la mesa de negociación abierta por el Gobierno con los autónomos, que se reúne semanalmente para cerrar un paquete de iniciativas a finales de abril. Si bien, los representantes de los trabajadores por cuenta propia están dispuestos a dilatar las negociaciones para llegar a más acuerdos.

En la última reunión de esta mesa, el pasado martes, las asociaciones de autónomos también reprocharon al Gobierno que 'la línea ICO liquidez está siendo un rotundo fracaso '. Según los datos de estas asociaciones, de las 17.700 operaciones de esta línea de crédito, sólo 4.192 han sido realizadas por autónomos, lo que supone apenas el 24%.

Nueva línea ICO

Es más, según ATA, 'el crédito no sólo sigue sin llegar a los autónomos, sino que las entidades financieras han aumentado sus exigencias de garantías crediticias '.

Ante esto, los responsables del Gobierno se comprometieron a poner en marcha una nueva línea de avales, a través del ICO, para que los autónomos puedan cobrar las deudas que tienen con los ayuntamientos. Según esta línea que rondará los 3.000 millones, el ICO avalará el cobro de las deudas con las corporaciones locales que superen los 60 días de impagos por cuantías de hasta 300.000 euros por autónomo.

Asimismo, esperan que en junio esté vigente la normativa europea que permite a los autónomos pagar el IVA sólo por las facturas cobradas y no por las emitidas como ahora.

Articles relacionats / Artículos relacionados

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.