El concurso para obtener el mejor empleo del mundo lo ha ganado el ciudadano británico Ben Southall, quien percibirá unos 83.300 euros por cuidar durante seis meses de una isla tropical de Australia, según ha informado la organización del premio.

Desde el 1 de julio deberá emplearse a fondo en bucear y disfrutar de la gran barrera de coral para explicarlo en un blog.

El mejor empleo del mundo ha recaido hoy en un ciudadano británico Ben Southall, quien percibirá unos 111.000 dólares estadounidenses (unos 83.300 euros) por cuidar durante seis meses de una isla tropical de Australia, según ha informado la organización del concurso.

Southall, de 34 años, fue elegido entre cerca de 35.000 aspirantes que se presentaron al concurso organizado por el Departamento de Turismo del estado australiano de Queensland.

Además del salario, el puesto de vigilante en Hamilton incluye una casa en la playa con tres dormitorios, piscina y un carrito de golf para recorrer la paradisiaca isla.

Durante su estancia, que comenzará el próximo 1 de julio, el ganador se relajará, escribirá, disfrutará del clima tropical y nadará en las cristalinas aguas de esta isla situada en la gran barrera de coral.

Competencia de todas las nacionalidades

Para acogerse a la oferta de este empleo de ensueño, abierto a personas de cualquier nacionalidad, se requería saber nadar, bucear, tener don de gentes, hacer fotos y vídeos, y relatar por medio de internet las vivencias cotidianas durante el desempeño de la misión.

El ganador ha trabajado como guía turístico en África, dirigido proyectos de caridad en el Reino Unido, gestiona un festival de música y es un aficionado al maratón y a escalar montañas.

La jefa del Gobierno del estado de Queensland, Anna Bligh, ha anunciado el nombre del ganador en un acto oficial celebrado en la isla, y ha asegurado que el concurso ha sido "la campaña de promoción del turismo con más éxito de la historia".

Aparición en los medios de comunicación

El plan publicitario tenía como objetivo conseguir que en los medios de comunicación de la mayor parte del mundo aparecieran los nombres de la isla de Hamilton, la gran barrera de coral y las playas tropicales de Queensland.

La campaña ha generado unos 100 millones de dólares australianos (55,6 millones de euros) en publicidad, ha revelado Anthony Hayes, director del departamento de Turismo de Queensland.

El proceso empezó en enero pasado con el lanzamiento de la campaña a la que el Gobierno de Queensland ha destinado 1,7 millones de dólares australianos.

20.000 solicitudes de entrada

Cuando se anunció el concurso, en cuestión de días se recibieron casi 20.000 solicitudes, y el número de aspirantes continuó creciendo.

Los aspirantes a "guardián de la isla" tenían que enviar vídeos cortos de un minuto para demostrar sus habilidades, y hubo de todo, ha dicho hoy Anna Bligh, "desde bucear con oxígeno en una plaza de Amsterdam hasta viajar por el metro de Londres vestido de buzo".

En su vídeo, Southall aparecía cabalgando sobre una avestruz mientras le besaba un leopardo en África, y su propia voz en off decía que, "si es el mejor trabajo del mundo me voy al mejor lugar del mundo".

Ningún candidato de habla hispana

En marzo, la organización anunció la selección de 50 candidatos, y precisó que los preseleccionados eran de 22 países distintos, la mayoría de ellos de Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, Australia, Alemania, Italia y Francia.

Ningún preseleccionado procedía de un país de habla hispana a pesar de que centenares de aspirantes españoles, argentinos, mexicanos, chilenos y colombianos presentaron solicitudes.

Acceso a 'The Best Job in the World ' de Islands of the Great Barrier Reef: http://www.islandreefjob.com

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.