La Generalitat incrementó un 23% el importe de las sanciones impuestas a las empresas por infracciones. La cifra de trabajadores fallecidos en accidentes laborales descendió un 14,10% en el 2012 al registrarse 67 víctimas mortales, 11 menos que en el 2011. El número total de accidentes contabilizados fue de 73.719, lo que supone un 20,13% menos debido a un descenso también del 20% en la cifra de heridos leves.

 

Los afectados por accidentes graves llegaron a 568, lo que supone una caída del 16,5% respecto a los 681 del 2011. Los índices de incidencia, que tienen en cuenta la relación entre accidentes y población ocupada, bajaron un 17% de media, aunque en el caso de los siniestros mortales se quedó en el 10,6%.

El secretario de Ocupació del Govern, Ramon Bonastre, considera que el descenso es fruto de "los esfuerzos en prevención de años pasados y de la labor de control por parte de la Generalitat". El importe de las sanciones impuestas a las empresas por infracciones en materia de salud laboral fue de 10,8 millones, un 23% más que en el ejercicio anterior.

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.