Noticias de las organizaciones asociadas

Este es el espacio dedicado a las noticias relacionadas o que generan las organizaciones asociadas a la Fundació Factor Humà

Según Randstad, las previsiones de empleo para este verano son mucho mejores que el pasado. Las empresas, al tener las plantillas más ajustadas, empezarán a contratar antes pero también endurecerán sus exigencias: pedirán más cualificación y más idiomas.

La temporada estival es un alivio para las cifras del paro, gracias a sectores como el turismo y la hostelería. El año pasado, sin embargo, los contratos se hicieron esperar: por estas fechas la mayoría de las empresas no había empezado a incorporar refuerzos y el repunte de empleo apenas empezó a notarse hasta la segunda quincena de junio. Este año la situación no cambiará mucho, pero las firmas de trabajo temporal muestran un contenido optimismo.

"Las previsiones son mucho mejores que el verano pasado - dice Marta Vilanova, directora de Randstad para el Baix Llobregat y el Penedès -. En el 2010 las empresas contrataban sobre la marcha, pero este año sus plantillas están tan ajustadas que pueden prever con más antelación el personal que necesitarán". Así, a mediados de mayo algunas ya empezaron a encargar contrataciones para principios de junio, principalmente de personal administrativo.

Manuel Solís, director de trabajo temporal y selección de Manpower, cifra en un 10% el aumento de contratación previsto para este verano respecto al del 2010. Solís reconoce, sin embargo, que todavía hay "muchas empresas que intentan cubrir el periodo vacacional con su propia estructura, excepto en aquellos sectores con necesidad de incrementar sus servicios de atención al público y que con la estructura propia no tienen suficiente". Desde Adecco también se prevé un aumento de contratación respecto al verano pasado, aunque muy concentrada en el tiempo. "Como ya ocurrió en el 2010, la campaña durará principalmente desde finales de junio hasta agosto, cuando antes las empresas contrataban desde mayo y hasta septiembre", recuerda Marina Vilageliu, directora de selección de Adecco en Catalunya.

El tipo de ofertas son las típicas de esta época: hostelería, turismo y atención al público, principalmente. Sin embargo, el perfil de candidatos es ahora diferente: "Antes, en esta época, venían estudiantes que querían sacarse un dinero en vacaciones o ganar experiencia - recuerda Vilageliu-. Ahora, el perfil es muy variado e incluye mayores de 45 años y profesionales cualificados". Ante este panorama, las empresas endurecen sus exigencias. "Por ejemplo, para refuerzos de automoción ahora exigen una formación mínima de ciclo formativo superior, y para cualquier puesto de recepcionista o administrativo requieren inglés", destaca Marta Vilanova.

Aunque la mayoría de los contratos de esta época no sobreviven al verano, las firmas de selección insisten en que algunas empresas usan este periodo como cantera para probar candidatos que quizá más adelante les interese incorporar en plantilla. Sin embargo, los parados que aún cobran prestación por desempleo suelen rechazar este tipo de puestos. También hay candidatos que en esta época se retiran del mercado: es el caso, según Randstad, de madres que trabajan durante el curso escolar para aportar dinero en el hogar, pero que en vacaciones prefieren estar con su familia o se ven obligadas a ello porque no les sale a cuenta pagar canguros o casales de verano.

 


Por Aventura busca refuerzos: Más de 1.200 nuevos contratos

Como cada año, el sector turístico será el principal protagonista de la oferta de empleo estival. Hoteles, parques temáticos e instalaciones de ocio buscan para estas fechas refuerzos que, en algunos casos, suponen una parte significativa de su plantilla. Es el caso de Port Aventura, que durante el verano alcanza una cifra máxima de unos 3.500 trabajadores, de los cuales entre 1.200 y 1.400 son refuerzos que se contratan desde mayo o junio y hasta septiembre aproximadamente. Una cifra similar a la del verano pasado, que podría llegar a ser incluso algo superior, ya que el parque ha inaugurado una nueva zona (Sésamo Aventura) dedicada al público infantil. "Buscamos principalmente personas dinámicas y divertidas con mucha habilidad cara al público, porque la satisfacción del cliente es uno de los valores más arraigados del parque - explica Enrique Fontecho, codirector general y director de recursos humanos de Port Aventura -. Además, con vistas al verano y a la diversidad de visitantes, valoramos especialmente los idiomas". El parque da prioridad a los candidatos locales del área de Tarragona, aunque los convenios con universidades y centros de hostelería VICENÇ LLURBA de toda Europa hacen que la plantilla del parque integre unas 25 nacionalidades. La oferta de empleo de Port Aventura incluye más de 300 puestos diferentes, desde recepcionistas y camareras de piso para los hoteles hasta personal para tiendas y restaurantes, pasando por artistas de todo tipo. "Aquí buscamos de todo, porque somos como una pequeña ciudad", destaca Fontecho.

Suscríbete gratuitamente a nuestros boletines

Recibe noticias e ideas en Recursos Humanos.
Suscripción

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.