Recientemente, tuvo lugar una nueva edición del Espacio Factor Humà donde hablamos de la importancia de los valores humanos para conseguir crear organizaciones transformadoras. Entre los ponentes participantes estuvo Txell Costa, conferenciante, profesora universitaria y consultora de marketing y de negocios. De hecho, la suya fue la primera ponencia del día y marcó el clima de energía de toda la jornada. Su pasión despertó las mentes y las abrió a la cultura de la felicidad.

Txell Costa en el Espacio Factor Humà 2017

Txell Costa nos narró en el Espacio Factor Humà de este año la historia de una mujer empresaria que trata a las personas como personas y de cómo eso se acaba convirtiendo en éxito empresarial y en un libro muy vendido: Working Happy. Todo lo que necesitas saber para crear la mejor empresa del mundo. Incluso número 1 de ventas en Amazon en un momento dado.

Txell nos explicó como buscando el trabajo de sus sueños se tuvo que reinventar. Y creó lo que ella creía que sería el mejor modelo de empresa. Sabiendo que hoy en día cambiamos de trabajo y de todo en la vida y que, por tanto, siempre estamos en Beta: en una continua formación donde hay que aprender a desprenderse, a desvincularse, a soltarse y a ser flexibles siendo conscientes de que las únicas cosas que no caducan son la filosofía, las ideas y los valores. Y esa es la inversión que hay que priorizar como empresa.

Por lo tanto el modelo empresarial que ella predica pasa por invertir en una marca potente, creando relaciones: "un cliente no es cliente hasta que no viene dos veces", como dice Ferran Adrià. No vamos a vender sino a crear relaciones. Esta es la apuesta de Txell Costa. Su modelo pues es la intraemprendeduría y lo que engancha a los equipos es el liderazgo. Ella como directora se define como inspiradora, para sacar el mejor partido de cada uno. Su modelo de negocio es ayudar a las personas. Como líder, su función es hacer de pegamento entre las personas que integran el equipo para que todo fluya lo mejor posible y con transparencia. La cultura empresarial también es el vínculo de la empresa que engancha con el público y con el equipo. Es necesario partir del dar, siempre como empresa, pensando que algún día retornará: todo bajo la premisa de la generosidad. Por ello es necesario un bloque de contenidos, de valor.

La seducción de sus palabras iba acompañada del sentido del humor. Su propuesta honesta y transparente como el lenguaje fresco de su conferencia nos recuerda que hace falta invertir en las buenas personas. Que las empresas van de relaciones, de construir relaciones. Una historia compartida, una evolución del storytelling hacia el storydoing. La historia continuará seguro con alma y con felicidad. Gracias Txell.

 

Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una mejor experiencia de navegación por nuestra web.
Si continúas navegando, consideramos que aceptas su utilización.