Las ETT esperan firmar esta Navidad sólo un 5% más de contratos que en la pasada campaña. La competencia por puestos de trabajo de corta duración será más dura pero puede ser una buena oportunidad para hacerse un hueco en el mercado laboral.

Este año, en sus cartas a los Reyes Magos miles de españoles pedirán un regalo que no se vende en tiendas: un empleo. No parece que los magos de Oriente vayan a traérselo, pero al menos echarán una mano: la campaña navideña obliga estos días a muchas empresas a reforzar plantillas, aunque sea a regañadientes y con contratos de corta duración.

Adecco, por ejemplo, prevé realizar en esta campaña unos 72.000 contratos, un 5% más que en la Navidad del 2008. Una subida discreta teniendo en cuenta que en la pasada campaña las contrataciones cayeron hasta un 50% respecto al año anterior. "La pasada campaña fue la peor de la historia - reconoce Maria José Carracedo, directora regional de Adecco en la Catalunya norte-.Este año irá un poco mejor porque las empresas han ajustado tanto sus plantillas que necesitan contratar gente para absorber el aumento de trabajo".

Esta temporada la competencia por un puesto navideño será más dura que nunca, y es que el abanico de candidatos interesados se ha diversificado. "En años anteriores el perfil de personas que buscaban un trabajo temporal para Navidad era mayoritariamente el de jóvenes, principalmente estudiantes, que buscaban un empleo que pudiesen compatibilizar con sus estudios", recuerda Jordi Rius, director de la región este de Randstad. El panorama ha cambiado: la crisis y el aumento del paro, en especial el de larga duración, ha multiplicado los perfiles de los aspirantes. "Ahora, además de los estudiantes encontramos mujeres que han decidido incorporarse al mercado laboral, personal cualificado que ha perdido su empleo, personas que han agotado la prestación y buscan introducirse de nuevo en el mercado laboral...", explica Rius.

Para los estudiantes la Navidad es una época perfecta para entrar en contacto con el mercado laboral, mientras que los parados sin prestación de desempleo aspiran simplemente a sanear su economía y, en el mejor de los casos, adquirir una nueva experiencia profesional, porque en raras ocasiones los contratos de esta campaña acaban teniendo continuidad más allá de las fechas navideñas. "Los candidatos tienen claro que son trabajos para unos días y por eso se muestran muy flexibles con las condiciones, aunque tengan que trabajar en noches y festivos", comenta Carracedo.

Desde Randstad recuerdan, no obstante, que sí que hay puestos que pueden llegar a convertirse en una puerta de entrada a la empresa final, como puede ser el caso de los ayudantes de cajeros de banca, administrativos o inventaristas. "Además, los empleos navideños ofrecen al candidato la oportunidad de desarrollar ciertas habilidades y competencias que le servirán en su carrera, como la capacidad de comunicación, planificación u organización, el trato hacia el cliente o la gestión del estrés", subraya Rius.

La campaña de contratación navideña es larga y, según las firmas de selección, este año más escalonada que nunca. Mientras sectores como el de alimentación, logística, transporte y distribución ya iniciaron su campaña navideña hace semanas, estos días empieza el grueso de las contrataciones para el comercio, la hostelería y la venta telefónica. Los perfiles más buscados (véase cuadro adjunto) apenas han variado: las Navidades son tradicionales, incluso en el plano laboral.


Los perfiles más buscados

DEPENDIENTE

Es el puesto estrella de estas fechas. Aunque los pequeños comercios intentan absorber el aumento de trabajo sin ampliar personal, las grandes superficies buscan refuerzos. Además de disponibilidad horaria para cumplir con las jornadas especiales y festivos de apertura, se requieren candidatos dinámicos y extrovertidos capaces de adaptarse al puesto en poco tiempo.

RESTAURACIÓN

Otro puesto clásico de la campaña navideña es el de camarero de apoyo para estas fechas en las que se disparan las celebraciones. Se trata de contratos muy breves, especialmente para los días de cenas de empresa o para Nochevieja, noche en que se pueden llegar a cobrar unos 20 euros por hora. Otros perfiles con demanda para el sector son los ayudantes de cocina y guardarropas.

PROMOTOR

La necesidad de activar las ventas anima a las empresas a contratar para estas fechas promotores comerciales, especialmente para perfumerías, empresas de alimentación o entidades bancarias. Para reducir costes, en esta campaña aparece un nuevo perfil: el del promotor multimarca. Los sueldos oscilan en torno a los 500 euros por dos semanas de trabajo.

FIGURANTE

Uno de los trabajos más gratificantes desde el punto de vista de la experiencia es el de figurante para representar a Papá Noel o a los pajes de los Reyes Magos. Aunque estos perfiles se repiten año tras año, especialmente en centros comerciales, generan un volumen muy bajo de contratos y este año muchas tiendas intentarán cubrir este puesto con personal propio para ahorrar costes.

ANIMADOR

Otro perfil amable y muy valorado, especialmente por los candidatos más jóvenes, es el de animador de fiestas, ya sea para centros comerciales o para celebraciones infantiles, e incluso eventos de empresas. Para este tipo de puestos se requieren personas extravertidas, con entusiasmo, capacidad de comunicación y don de gentes, así como con disponibilidad horaria.

TELEMARKETING

La necesidad de dinamizar las ventas para superar un año nefasto impulsa en esta campaña navideña la contratación de personal para la venta telefónica o servicios de call center, para el lanzamiento de nuevos productos o de promociones especiales. La contratación para estos perfiles se concentra en el periodo más comercial de la campaña: la semana previa a la Navidad.

LOGÍSTICA

El transporte de productos típicos de estas fechas, como juguetes, turrones o cestas navideñas, obliga a las empresas a reforzar sus plantillas con mozos, carretilleros, inventaristas y recepcionistas de pedidos. En la mayoría de los casos las contrataciones empezaron ya durante el mes de noviembre, aunque en empresas de productos perecederos los refuerzos llegan estos días.

EMPAQUETADOR

Tanto las grandes superficies como los establecimientos de juguetes y perfumería, así como los proveedores de cestas de Navidad, buscan en estas fechas un curioso perfil: el de empaquetador de cestas y regalos. Los requisitos para los candidatos son sencillos: capacidad de organización, habilidad manual y gestión del estréspara afrontar la montaña de paquetes.

Subscriu-te gratuïtament als nostres butlletins

Rep notícies i idees en Recursos Humans.
Subscripció

Utilitzem cookies per oferir a les nostres visites una millor experiència de navegació pel nostre web.
Si continues navegant, considerem que acceptes la seva utilització.