El uso de Post-its se ha mantenido a lo largo de los años, y ha pasado a convertirse en una herramienta esencial en la era digital. Según Financial Times, las notas adhesivas se siguen empleando para captar la atención de los trabajadores tecnológicos y mejorar la organización del trabajo. Un motivo de su éxito quizá sea poder volver a las cosas más básicas de vez en cuando.

¿Cuál es el único producto de oficina totalmente analógico que parece ser universal en las empresas de tecnología de todo el mundo?

Si bien las grapadoras y el papel carbón pueden resultar desconocidos para cualquier persona menor de 35 años, las notas Post-it parecen ser un superviviente de la vida de oficina de los años ochenta y que se está haciendo más fuerte.

Primero lo percibí en una visita a la compañía de juegos Ustwo, que produce el adictivo juego para smartphones, Monument Valley. Las paredes y pantallas de su oficina en Londres están adornadas de Post-its.

Según explican los jóvenes expertos en tecnología, es la forma más eficiente de atraer su propia atención y sirve también para planificar proyectos y colaborar, ya que los Post-its a menudo funcionan mejor que algunos artilugios digitales.

Luego también comencé a notar la presencia de Post-its en las oficinas de las compañías tecnológicas en Europa, Asia y América del Norte. Siempre me hace sonreír porque cuando aparecieron por primera vez a principios de la década de 1980 irritaron a los managers de oficina, que estaban tratando de imponer la (todavía no lograda) "oficina sin papeles".

Tengo alrededor de 60 Post-its pegados alrededor de mi pantalla y son curiosamente efectivos. Nunca puedo, por ejemplo, recordar cómo se hace una captura de pantalla en un Mac, pero puedo encontrar instantáneamente el Post-it que me indica cómo hacerlo: shift-command-5.

Para mí, la forma física de los Post-its refuerza el valor y la importancia de lo que proclaman. Y viendo que eran un poco fracaso cuando la firma 3M los lanzó en 1977, quizá fuera la era digital la que convirtió algo que antes parecía un invento retrógrado en el éxito que es hoy.

He pasado gran parte de este último año preguntando a la gente en empresas tecnológicas sobre sus hábitos relacionados con el uso de Post-its.

"Sería un desastre, quejica y desorganizada sin mis notas Post-it,” afirma Sarah Overmyer, Cofundadora de The Juggle, una comunidad de desarrollo profesional para mujeres con sede en Austin.

“Aunque uso muchas herramientas digitales diferentes para estar organizada, siempre vuelvo a los Post-its para aquellas cosas que no puedo olvidar. Es algo tan simple como escribir algo y pegarlo en mi mostrador o escritorio para tenerlo justo delante hasta que me ocupe de ello. Y hay algo liberador en tirar una nota cuando termino la tarea.”

Esa sensación de poder evidenciar físicamente el final de una tarea se reflejó en Sukhi Jutla, Cofundadora de MarketOrders, un negocio de blockchain de Londres que trabaja con oro y diamantes.

"Me siento realizada cuando marco como hecha una tarea en mis notas Post-it,” explica Jutla, que fue reconocida por Financial Times el año pasado como European Digital Champion.

Para Pierre Démarche, Vicepresidente de TeleSign, un negocio de seguridad para móviles con sede en Los Ángeles, el contraste con la tecnología es el que le da a los Post-its sus poderes especiales.

“Para mí los Post-its son como imágenes,” afirma. “Quieres algo que pueda ser expuesto y contemplado. Hace que los proyectos sean más reales y concretos para conectar con ellos. Además, a veces tengo sobredosis de digitalización, especialmente trabajando en el ámbito de la tecnología. Y me gusta poder volver a las cosas más básicas de vez en cuando.”

En Tandem, un banco digital del Reino Unido, los Post-its son vistos como “un componente clave en cada decisión relacionada con el producto.”

“El equipo de Tandem ha utilizado más de 150.000 Post-its en tres años para poner físicamente en un mapa los servicios que quieren crear,” explica su Relaciones Públicas, Amie Blair. “Así es cómo comprenden lo que quieren que hagan sus productos, resuelven problemas financieros del mundo real y construyen soluciones creativas y al mismo tiempo prácticas.”

En algún lugar debe haber compañías tecnológicas que no sean dependientes de los Post-its, pero aún no he encontrado ninguna. Sin embargo, algunas les encuentran usos que aún no estaban previstos.

Al visitar una nueva empresa en Londres esta semana, le pregunté al Fundador si su negocio usa Post-its. “Absolutamente, como verás, están por todas partes,” afirmó.

Y, de hecho, tenían un gran número de Post-its. Sin embargo, inusualmente, se estaban empleando como tiras adhesivas desordenadas y de gran tamaño para pegar otros pedazos de papel a las paredes. Eso fue algo nuevo para mí, pero estoy seguro de que el proveedor de artículos de papelería de la empresa estará contento.

 

Margolis, Jonathan. "The humble Post-it note is a must-have for young techies". Financial Times, 18/12/2019 (Artículo consultado online el 23/12/2019).

Acceso a la noticia: https://www.ft.com/content/8c1d4e0c-2180-11ea-b8a1-584213ee7b2b

 

Articles relacionats / Artículos relacionados

Subscriu-te gratuïtament als nostres butlletins

Rep notícies i idees en Recursos Humans.
Subscripció

Utilitzem cookies per oferir a les nostres visites una millor experiència de navegació pel nostre web.
Si continues navegant, considerem que acceptes la seva utilització.