Notícies de les organitzacions associades

Aquest és l'espai dedicat a les notícies relacionades o que generen les organitzacions associades a la Fundació Factor Humà
El primer semestre se cerró en Catalunya con 100.000 contratos menos que en el 2007. El sindicato UGT asegura que la crisis alcanza ya a todos los sectores productivos.

Las previsiones de la UGT en materia de contratación para el 2008 son poco esperanzadoras. El sindicato apunta que la tendencia a la baja en la contratación registrada durante el primer trimestre en Catalunya se mantendrá e incluso empeorará en lo que queda de año. La UGT considera que el aumento de los contratos temporales habituales en los meses de verano dentro del sector turístico no supondrá mejoras significativas en el contexto global.

"Deseamos equivocarnos en el análisis", ha declarado el secretario de coordinación sectorial de la UGT de Catalunya, Camil Ros. Pero todo apunta a que las empresas optarán por los expedientes de regulación de empleo tras las vacaciones. "Nos llega información de nuestros comités de empresa de que las compañías se plantean hacer reducciones de empleo totales o parciales", ha advertido Ros. En este sentido, el sindicalista ha pedido a las autoridades competentes que pongan en marcha "medidas urgentes dirigidas a la creación inmediata de ocupación".

La caída de la contratación en Catalunya ya es evidente. Durante la primera mitad del año se han firmado casi 100.000 contratos menos que en el primer semestre del 2007, lo que supone un descenso del 7%. Los datos, extraídos del informe de la contratación en Catalunya elaborado por la UGT, son especialmente alarmantes si se tiene en cuenta que el segundo trimestre del año suele ser generador de trabajo. Según Ros, "nos encontramos ante la constatación de que la crisis económica está destruyendo puestos de trabajo". Los efectos de la desaceleración económica preocupan a los empresarios, que "ya no confían en la situación económica y optan por dejar de contratar", explicó Ros.

MENOS CONTRATOS

En el segundo trimestre se han firmado 655.000 contratos nuevos, un 8,2% menos que en el mismo periodo del año anterior. Del total, el 82,5% son temporales. La contratación eventual de corta duración, que se refiere a contratos de menos de un mes, representa ya el 28,37% del total de la contratación trimestral, mientras que la indefinida solo supone el 17,51%. El resultado es que ocho de cada 10 contratos son temporales. Según el sindicato, se confirma un descenso en la contratación y se evidencia un empeoramiento de la calidad de la ocupación laboral.

La construcción es uno de los sectores que sufrió la crisis de modo más intenso, y eso se ha traducido en un descenso en la contratación del 18,2%. Pese a ello, cabe destacar que esta problemática ya ha saltado al resto de los sectores de ocupación. La agricultura ha absorbido parte del excedente surgido del sector de la construcción, pero eso significa al mismo tiempo que el 90% de los nuevos contratos fueron temporales.

En el sector de la industria ya se ha reducido casi un 11% el número de contrataciones con relación al mismo periodo del año anterior. Otro de los datos más preocupantes es la cuota de contratos referidos a puestos de trabajo de mano de obra no cualificada. Más del 30% de la contratación sirve para cubrir ocupaciones que no requieren cualificación. Este tipo de ocupación es la que provoca más cantidad de contratos temporales (el 88,6%). Ros ha manifestado que estas cifras contrastan con aquellas actitudes políticas que resaltan la importancia de potenciar la cualificación del personal para mejorar las condiciones laborales de los trabajadores.

En la distribución por territorios, la provincia más perjudicada es Barcelona, la única en la que la contratación se ha reducido respecto del primer trimestre de este año.

Subscriu-te gratuïtament als nostres butlletins

Rep notícies i idees en Recursos Humans.
Subscripció

Utilitzem cookies per oferir a les nostres visites una millor experiència de navegació pel nostre web.
Si continues navegant, considerem que acceptes la seva utilització.