El mercado laboral actual afronta múltiples disrupciones: gestión multigeneracional, guerra del talento, escasez de perfiles STEM (científicos y tecnológicos), nuevas formas de trabajar, la gran renuncia… Sin embargo, se habla poco de un riesgo importante para la prosperidad colectiva en muchos países: faltan demasiadas veces personas con ganas de trabajar para cubrir las vacantes existentes.

Sin ganas de trabajar no tendremos buen futuro colectivo

Los trabajadores potenciales existen (activos o en paro). Sin embargo, existe un virus en forma de cierta “desidia laboral” que no sólo afecta a puestos de baja cualificación sino también en puestos de alto nivel para universitarios.

“Tengo un negocio que he logrado consolidar con el paso de los años. Somos una empresa referente y con innovación continua. Cuido y escucho a mis trabajadores, tienen reto profesional, les pago mejor que la media del sector y con superiores condiciones laborales. Sin embargo, no encuentro personal o se me van porque no quieren trabajar en este entorno de sana exigencia”.

Es una reflexión que llevo escuchando bastantes años en distintas regiones de España. Una preocupación previa a la pandemia y a la gran renuncia y acentuada en los últimos años. Me inquieta escuchar esto a muchos amigos empresarios de PYMEs de sectores dispares: talleres, clínicas médicas o veterinarias, tiendas de alimentación o de muebles, empresas de camiones…

Como resultado, muchos de ellos me confiesan que están pensando a medio plazo vender su empresa y vivir de las rentas o en formatos freelance, como menor presión y complejidad y sin trabajadores a cargo.

Una lástima porque estas decisiones generan frustración, pérdida de empleo y tejido empresarial solvente y una nociva cultura de aversión al emprendimiento que es ya de por sí frágil en nuestra sociedad.

Como contraposición a esta dinámica me recuerdo de una frase brillante de Josep Piqué (ex Ministro de Exteriores). Le preguntaban cómo era posible la “recuperación milagrosa” de Japón y Alemania, dos países devastados moral y económicamente tras la 2ª Guerra Mundial.

“La diferencia entre Alemania y Japón y otros países es que allí viven muchos alemanes y japoneses”. Con esta frase socarrona quería decir que eran países con una profunda ética del trabajo y cultura del esfuerzo. Una ventaja clave en el mundo actual de competencia global.

Nuestro modelo social europeo es fantástico y genera un saludable entorno de bienestar y de derechos. Pero, como todo en la vida, debemos equilibrarlo y no podemos abusar de un sistema muy positivo y frágil a la vez.

Necesitamos potenciar la cultura del esfuerzo, ser más “business friendly”, entender que la iniciativa privada es un gran motor de prosperidad y complemento esencial del sector público y el tercer sector. La autorresponsabilidad es la otra cara necesaria de esa libertad tan positiva, como ya escribía en un artículo previo

Hoy nuestra población ocupada (personas entre 20 y 64 trabajando) tiene luces y sombras. Como aspecto positivo ha aumentado en los últimos años y hemos superado los 20 millones de personas ocupadas. Por contra, en porcentaje versus población total en esa franja de edad, España tiene ratios sistemáticamente peores con respecto a la UE (4-5 puntos) y a países como Alemania (8-10 puntos).

Otro punto a mejorar es nuestro elevado y creciente absentismo. Según Randstad, actualmente nuestro absentismo supera el 7% (1,5 millones de trabajadores de media anual, con una pérdida de 30.000 Millones de euros en PIB).

Las razones de esta brecha negativa son múltiples y complejas. Mirando al futuro debemos ser todos conscientes de este reto, ponerle foco y actuar en consecuencia.

Un hecho parece evidente: sin una sólida cultura del trabajo, sin ganas de trabajar no tendremos un buen futuro colectivo y multigeneracional. Juguemos a ganar, afrontemos las dificultades y aprovechemos mejor las oportunidades y el talento disponible.


David Reyero Trapiello - Senior HR Business Partner – Sanofi Iberia - Twitter: @davidreyero73 / Linkedin: https://www.linkedin.com/in/davidreyerotrapiello/

Articles relacionats / Artículos relacionados

 

Subscriu-te gratuïtament als nostres butlletins

Rep notícies i idees en Recursos Humans.
Subscripció

Utilitzem cookies per oferir a les nostres visites una millor experiència de navegació pel nostre web.
Si continues navegant, considerem que acceptes la seva utilització.